La Fiscalía de Aguascalientes, usada para reprimir periodistas

 aguascalientes, estado  Comentarios Desactivados en La Fiscalía de Aguascalientes, usada para reprimir periodistas
Sep 142017
 
Share
El gobernador de Aguascalientes, involucrado con el narco e inventando delitos mientras proteje a los que se robaron millones y millones: entre mafiosos machos recalcitrantes te veas. Foto: Objetivo7/Cuauhtémoc Villegas Durán.

El gobernador de Aguascalientes, involucrado con el narco e inventando delitos mientras proteje a los que se robaron millones y millones: entre mafiosos machos recalcitrantes te veas. Foto: Objetivo7/Cuauhtémoc Villegas Durán.

Ajo Blanco/Cuauhtémoc Villegas Durán

Aguascalientes, Ags.- No dejaremos de escribir del criminal del gobernador -tiene órdenes de aprehensión por robar terrenos municipales y no deja de sorprendernos su ambición desmedida- ni de sus compinches, ni de sus relaciones con el narcotráfico.

Ahora resulta que la policía ministerial “que no debe politizarse” aunque el fiscal ni siquiera es policía y es hermano de una diputada gata de Martín Orozco está intentando involucrar nuevamente a Objetivo7 con el narcotráfico.

Andan preguntando de qué vivimos mi esposa y yo: de milagro, con cinco mil pesos de publicidad de un contrato municipal y lo poco que le deja el Infonavit a mi esposa, maestra que es explotada en un colegio particular y sangrada por una deuda de una casa que en vez de bajar sube a pesar de pagar puntualmente. Vivimos de milagro. Si fueran policías de verdad lo sabrían, pero el gobernador como se la pasa borracho persiguiendo a quien considera sus enemigos mientras hace negocios y protege al ex gobernador Carlos Lozano, también ladrón compulsivo que lo sentó en el poder.

Se hacen pendejos: desde hace 6 años su antecesor y ahora este tipejo odiado por sus gobernados me han querido involucrar con el narco cuando fue Martín Orozco quien fue financiado por el crimen organizado según asegura su enemigo José Luis Morales por llamadas filtradas durante la campaña lo que también motivó una persecución en su contra y acusaciones de estar con el narco. Y del ex gobernador ni se diga, le mataron a uno de sus concesionarios y amigo, lavador de dinero de los zetas: el narcoempresario Alejandro Ceja Rodríguez.

También preguntan ¿qué hacemos? trabajar como burros -son las cinco y media de la mañana y ya estoy escribiendo- para medio comer y ni siquiera para la gasolina del carro o un refresco, ya no se diga una comida en un restaurante y simplemente porque tenemos ética, sino, andaríamos como nuestros compañeros reporteros nada más detrás de los políticos oliéndoles las colas para que les den chayote y hasta para la gasolina. Nosotros vivimos de nuestro trabajo, de empeños y de préstamos porque el sistema neoliberal impuesto por estos tipejos es la esclavitud moderna. Tenemos el carro parado porque no tiene gasolina y ni siquiera tengo para el camión para empeñar siquiera el celular que no sale de las casas de empeño. Acabo de perder dos sierras para madera porque no tuve dinero para recuperarlas. Mi cámara Nikon está en el monte al igual que mi pantalla de TV, taladros, brocas y más herramientas porque en vacaciones no le pagan a mi esposa y yo tengo que llevar solo la carga. Como se hacen pendejos.

El fiscal Urrutia anda miando fuera de la olla y el gobernador no se diga. Deberían detener al Mencho, al que dejan asesinar enemigos de Zacatecas y Jalisco en Aguascalientes, pero al Mencho se le cuadran y como dice José Luis Morales tiene importantes concesiones en este estado y deberían dejar de regalar cientos de miles de pesos mensuales a sus sicarios del periodismo que desde que nació Objetivo7 se han convertido en supuestos profesionales… pero del chayote.

El gobernador ya sabe de qué vivo y donde vivo, que no se haga pendejo y si es tan macho como presume pues que venga él sólito a ver si es tan hombrecito: sin guardias ni narcos detrás de él y sin sicarios del periodismo que en este estado abundan y muchos están en el bolsillo de este criminal consumado y han también tratado de destruirnos para posicionar sus medios y obtener más chayote: bien por ellos.

Share