Jul 192019
 
Cientos de miles de pobres y unos cuantos políticos, empresarios, periodistas y narcos con tantos millones que tienen que hacer y hacer negocios para lavar tanto dinero.

Cientos de miles de pobres y unos cuantos políticos, empresarios, periodistas y narcos con tantos millones que tienen que hacer y hacer negocios para lavar tanto dinero que roban y ganan de tráfico de influencias y/o de drogas.

Cuauhtémoc Villegas Durán/Objetivo7

“Me la pelas, chinga tu madre, eres una mierda eres, una cagada de persona Martín” es como comunica en la radio José Luis Morales, autoproclamado como el “mejor y más valientes periodista” de México y a quien le acaban de matar a su amigo, el narcotraficante Oscar Navarro “El Viejón” y/o “El Pariente”, dueño de dulcerías El Pariente lo que hizo que el “locutor” escandalizara por la violencia contra “los empresarios” de este estado ese día en su programa donde gusta enfrentar a la sociedad contra quien no le da dinero (chayote).

Apenas hace un par de semanas, otro de los amigos de José Luis Morales, el hermano de “El Viejón” fue detenido por secuestro express por la Policía Municipal de Aguascalientes. Morales es uno de los periodistas favoritos de Tere Jiménez, la alcaldesa de Aguascalientes, es su “amigo” y es siempre al primero que le pag la gente de Tere, menospreciando a los que la clase política llama “medios chicos”-por carecer de dinero y de padrinos políticos-. Esta vez el seudoperiodista no escandalizó ni informó a profundidad de la detención de su amigo: “La Víborita” si se hizo pendejo. Es un manipulador de la sociedad y un chantanjista con los poderosos para que le den millones.

Mientras quien esto escribe tiene prohibido acercarse a la alcaldesa y se se le ha negado durante tres años una entrevista pese a ser doctor en Periodismo y haber trabajado en La Jornada de Carlos Payán, El Norte de Monterrey -el del padre robado, el que si era periodista-, Televisa y otros medios, currículum con el que ningún periodista de Aguascalientes cuenta y el único medio que no vive de los partidos, los políticos y los gobiernos -ayer cortamos el pasto de una vecina para comer- porque la orden es acabar con Objetivo7 aunque nadie lo ha logrado, ni los periodistas, ni los políticos, ni sus jefes de prensa, ni sus chismes y difamaciones, ni su falta de palabra, ni su falta de ética.

Y apenas ayer, el heredero del imperio del “Pariente”, su hijo “El Parientito”, quien además es promotor de narcocantantes, salió en el programa de José Luis Morales publicitando una pelea de exhibición presentando así al narquillo a los radioescuchas, al hijo de su amigo y, a su nuevo negocio de lavado de dinero, un “Candy Bar” en Punto 45, un centro comercial a unos pasos de la avenida Colosio donde todos los carteles que lavan dinero en este estado tienen antros y negocios con esculturas de Martín Malverde en el centro de sus cantinas como en “La Popular”, donde el santo de los narcos ocupa el principal lugar de los muchos negocios que tienen en Américas y Colosio, tan solo este grupo ligado al ex secretario de Obras Públicas de Luis Armando Reynoso Femat investigado por la DEA por lavado de dinero, lo mismo que su hijo.

Por supuesto el “Candy Bar” será surtido por “El Parientito”, identificado con el cartel de Sinaloa y la gente de Mario González, patrón del narco en Teocaltiche y dueño de los principales negocios de Aguascalientes, claro, con prestanombres de cuello blanco y vulgares criminales que el comunicador eleva a empresarios decentes.

José Luis Morales, Carlos Lozano y decenas de seudoperiodistas solían llamar a quien esto escribe “El reportero del narco” y pedían que me encarcelaran sólo para que nunca diera a conocer que políticos y periodistas saquean al estado y se implican con los carteles del narco: juntos se revuelcan en la misma cama de mierda y lodo.

Sorry, the comment form is closed at this time.